CANGAS DEL NARCEA: De vinos, premios y agarradiellas

 

 DSC_4779

En plena polémica entre bodegueros cangueses con su negativa repercusión en la Fiesta de la Vendimia y en las propias estructuras de su inserción en un mercado más que difícil, tres vinos de dos bodegas del concejo cangués consiguieron participar en el décimo cuarto Salón de los mejores vinos de España. Lo más curioso es que estas dos bodegas están fuera de la Denominación de Origen Protegida (DOP).

 Puede que ustedes se pregunten qué tiene de particular el que unos vinos puedan participar en un  Salón de los mismos. Aclaramos: A este Salón sólo acuden los vinos que consiguen una calificación superior a 93 puntos en la Guía Peñín. Los tres vinos cangueses obtuvieron una puntuación de 93 sobre 100.

Los vinos son el Llumés verdejo tinto 2010 y el Castro de Limés Oro Cantábrico, ambos de Bodegas Obanca, así como el Pésico 2011, 100% albarín, de Bodegas Dominio del Urogallo. Es la primera vez Cangas del Narcea cuenta con tres vinos con calificación de 93 en el mismo.

Pero estos triunfos no deben taparnos la realidad de nuestras propias limitaciones. Limitaciones que se ven notablemente incrementadas por la guerra entre los responsables de dos determinadas bodegas que, en poco tiempo, pueden poner en peligro lo conseguido durante los últimos años.

El mercado del vino es difícil, muy difícil, y desde nuestra pequeñez no podemos llegar al mismo divididos. Y digo lo de nuestra pequeñez por cuanto todo apunta a que este año la producción española de vino podría elevarse hasta los 46 millones de hectolitros (¡4.600 millones de litros!). Esto lleva a que los precios sean inferiores a los de la pasada campaña. Tengamos también en cuenta que gran parte de nuestra producción acaba fuera y habrá que esperar a ver como termina la campaña nuestros principales competidores Francia e Italia donde se prevén cosechas cortas lo que beneficiará a nuestros productores. Y aquí, en la exportación, está el futuro ya que  en la pasada campaña se exportaron 22, 5 millones de hectolitros, frente a los 5,1 del año 2.007, mientras que en el consumo interior la caída es notoria, se ha pasado de consumir 17 millones de hectolitros en el 2007 a tan solo 10,2 en la campaña 2010-2011.

Y un último dato de referencia: Bodegas Solís, de Valdepeña había recibido ya al 15 de octubre 220 millones de kilos de uvas y tan solo cuenta con 250 millones de capacidad para esta campaña en marcha. Compárese con los escasos 90.000 kilos de nuestra producción.

Con todo esto quiero resaltar la más que necesaria unión en el trabajo y la producción de todo el mundo vitivinícola de la comarca ya que con nuestros números apenas somos un grano de trigo en el inmenso silo de la producción total española de vinos.¿ O no?

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.