CANGAS DEL NARCEA.-“Morodo, de todo”. 140 años en Cangas

Foto BG

Nada menos que 140 años han pasado desde que la tienda de  Morodo , en la calle Mayor, abriese sus puertas en la villa canguesa. En el entorno del Palacio del Conde de Toreno, hoy ayuntamiento, ha visto pasar el tiempo y ha sido conocida por múltiples cangueses que han encontrado en la tienda toda una referencia.

Se iniciaba 1877 cuando Morodo iniciaba su andadura. “Morodo, de todo”., señalaba y sigue señalando su llamada publicitaria.

María Isabel Morado es hoy la representación de la familia al frente del negocio, conforma la cuarta generación y se muestra orgullosa de ellos, aunque apunta con cierta nostalgia que quizás sea la última. “La continuidad del negocio pinta mal. No veo a mis hijos en este negocio”. Lamenta que el auge de las compras online haya cambiado tanto los hábitos de consumo y constata que, al igual que sucedió con la aparición de las grandes superficies “Al pequeño comercio nos ha afectado mucho, tanto aquello como esto”.

La tienda ha sido siempre un auténtico bazar, un lugar donde encontrar aquello que buscas. “Aún encuentro verdaderas reliquias en cualquier lugar dela trastienda, especial mente juguetes”, señala mientras tras el cristal del escaparate unos niños señalan con los dedos aquellos juguetes o instrumentos musicales que llaman especialmente su atención, Destacan aquello relacionados con el campo y su tareas, un guiño a las cientos del aldea del concejo y su niños

Señala María Isabel que en estas fechas especialmente, y en lo que al mundo del juguete se refiere, es muy importante ·mantener vivo el niño que cada uno llevamos dentro”. Ella lo heredó de quienes la precedieron al frente del negocio. Y pese a todos los pesares y dificultades, María Isabel no deja de envolver regalos y se niega a perder la ilusión por su trabajo. “No hay nada más bonito que ver los ojos de los niños cuando ven un juguete nuevo a través del escaparate

Su abuelo, otro apasionado de este mundo, reservaba una sección de la tienda conocida como ‘0.20’ para aquellas familias que no disponían de recursos pudiesen comprar juguetes a un precio más asequible. «Fue la campaña ‘Un juguete, una ilusión’ de aquellos momentos en Cangas del Narcea”.

Han pasado 140 años, y allí, al final de la Calle Mayor, donde ésta se hace plaza, la tienda de Morodo sigue presidiendo y de algún modo animando el diario discurrir de la vida canguesa.

 

 

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.