Cosas de Xuan. El pelgar, la pelgara y otras lindezas del decir

 

Xuan visto por Neto

-Buenos días enredapleitos

-Cuanto bueno, Xuan, ¿cómo tú por aquí tras tanto tiempo?

-Ya lo creo; mucho, mucho….vengo a matricularme

-¿Qué ho?. ¿De qué carajos te vas a matricular?;¿vas a aprender a navegar por Internet?

-¡Quía…! Del palabrero; d´aprender a falar de nuevo

-¿¿??. ¿Tas ya senil ho?

-¡Noooo!.  Explícote: la mi nieta es mu moderna ya dice que falo como los machistas; que desprecio a la mujer con el mi lenguaje y que soy mu patriarcal, como tous los homes de mi época. Olvídase que en la nuesa casa, como en toas la de las aldeas, el ama siempre fue el ama, y ella mandaba ya decidía, aunque pareciese que era yo. Pues bien, ahora apuntose al movimiento Metó ya  tenemos el lio montao.

-¿Adónde dices?

-Mira, trae un papel…. Escríbese así: MeToo. No tengo ni idea, pero es algo de las feministas esas que lían tanto barullo con la cosa de los homes ya las mulleres, menos si se trata de los marroquíes o sus parientas. Ahí callen como afogaes

-Ah sí. Es un movimiento más de lo políticamente correcto y el buenismo. Uno más de esos grupos que si no aplaudes todos sus planteamientos, por chorras que sean, rápidamente te tildan de fascista, machista, franquista, derechista….curiosamente nunca de comunista pese a que éstos no tienen nada que envidiar a los otros.

-Pues eso y esos. La nena ta borde. Escúchame Cuntapeiro. Dice que la portavoza, la Montero esa, no se equivoca. Que lo que está mal es la Gramática y el Diccionario. Dice que ambos son enemigos de la mujer, del pueblo ya   la gente; que son unos manipuladores y machistas, unos agentes opresores de los verdaderos representantes y representantas del pueblo ya de la Lengua ya que ellos, los que están sentados en el poder, no se equivocan jamás y , por lo tanto, no deben rectificar nunca.. Pero no te equivoques tu, enredapleitos. Todos no. Solo los que están más a la izquierda de todos, como los de Podemos, que son los poseedores de los grandes valores del pueblo, de las normas del idioma y de la verdad de la verdad, ya sea de la Filosofía, las Matemáticas o la Historia. Ya también lo son los que los corean y nos insultan a los demás llamándonos, como mínimo, fascistas. Y no dicen comunistas porque esta ideología ni existe ni ha existido según la zapateril “Memoria Histórica”.

Cuando la palabrería choca con la realidad, los podemitas y los recalcitrantes inquisidores de la ideología del Lenguaje declaran a la realidad equivocada en cuanto que no “visualiza”.

-Descansaito quedaste Xuan. ¿Y todo eso explicótelo la tu nieta?

-Sí señor. Y solo la faltó subirse a la silla para mitinear con más fuerza

-Y cabreose cuando la dije (para hacerlo bien) que en vez de un problema teníamos un problemo. Y más aún cuando la recordé aquella idea de la Universidad de Sevilla de llamar a los meses, por aquello de la visualización de género,: enera, febrera, marza, abrila….

Y ya me dirá tu como visualizo yo lo del género: Si llamo pelgar a uno, ¿dígole pelgara a ella?. Y si lo digo cariñosamente….

-¿Ou vas pelgara?. Pues como que no. Y si es insultante…

-¡No veas chacho!, ¡Menuda pelgara ta la Julia!. Pues como que tampoco

Y no te digo nada si en lugar de preguntar:

– Pepe ¿Ou ta el perlgar de tu padre?, pregunto

-¿Ou ta la pelgara de tu madre?. Seguro que me soltaba un buen trompazo para que visualizase mucho mejor.

¿Y qué me dices si pido un caldo de berzos o una calda de berzas  acompañado o acompañada de una buena tinta en lugar de un tinto?. Así quedaría visualizado lo del género no?. Bueno, lo del género lo dicen ellos, ya que en realidad hablan de sexo.

Y un buen pote, coligo yo, habrá de llevar chorizo y choriza; tocino y tocina; morcilla y morcillo; pero como el morcillo no tiene nada que ver con la morcilla terminaremos mareando la perdiz. ¿O habrá que decir perdiza?. Y no te digo si rematáramos con una  arroza con lecha y una chupita de oruja de Ibias.

¡Manda cojones!, enredapleitos. Perdona, debería de decir ¡Manda cojonas! Enredapleitas. Ya marcho que tengo que facer.

-Ah….. olvidábaseme. ¡Anda que si al pene le tenemos que llamar pena!

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.