BERZOCANA.- Los cables de la vergüenza

Ha iniciado el verano su andadura. Los pueblos se engalanan para recibir a sus emigrantes, para preparar sus fiestas patronales. A Berzocana, mi pueblo, lo engalana especialmente su monumental iglesia. Y lo degrada el entorno de la misma. Justo delante de su entrada principal, un amalgama de cables de todo tipo y calibre cuelgan olvidados de unos y otros afeando la perspectiva e impidiendo fotos y enfoques del monumento.

Pertenecen a Telefónica y a la compañía suministradora de electricidad cuyo nombre no cito por no estar seguro de cual es concretamente. Llevan ahí hace ya unos años ante la indiferencia general. A las compañías responsables la situación les trae al fresco. Y a nosotros también, al menos hasta ahora.

Para más inri, los cables no está recogidos, o disimulados, ¡qué va!. Conforman un totum revolutum, feo y cochambroso, que incluso anuncia peligro para los viandantes.

Y si afean y avergüenzan mirando hacia la iglesia. Observen ustedes en la foto como se encuentran desde el punto de vista contrario, desde la iglesia hacia la Calle Santa Florentina. ¡De vergüenza!

Sirva esta nota de denuncia pública y anime a las autoridades locales y regionales a exigir a las empresas responsables de tal desaguisado a una inmediata recuperación del entorno visual y la seguridad ciudadana. Y si no es así, el pueblo se lo demande, a unos y otros.

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.