CANGAS DEL NARCEA.- Dos visiones de una misma sentencia. Habla el PP

El 21 de diciembre, tras las elecciones nacionales, el PP de Cangas del Narcea denunciaba lo siguiente:

“ Queremos  destacar la perdida de papeles en el día de ayer de la líder de IU, teniente de alcalde en el Ayuntamiento de Cangas, concejal de urbanismo y socia del tripartito encabezado por el socialista José Víctor Rodríguez,  Laura Álvarez, cuando acudió a los colegios electorales de Tebongo y Villager (ejemplo) haciendo saber a los responsables y votantes, que de no ser votada (recordemos que iba también en las listas del Senado por IU) “no esperen que el Ayuntamiento haga obras en sus pueblos o que sean de interés para sus vecinos”.

Este hecho fue puesto en conocimiento de la Junta Electoral, como manda el orden jurídico, la cual estimó que no es un delito penal, pero podría ser de otro ámbito (como puede ser el administrativo). Este hecho fue usado por la concejala Laura Álvarez para llevar a los tribunales a José Luis Fontaniella y el Partido Popular por considerar dicha concejala que era constitutivo de calumnias e injurias graves. Cuando en realidad estábamos haciendo público la falta democrática de dicha concejala y la formación que representa.

Esta demanda fue rechazada en el Juzgado de Primera Instancia de Cangas del Narcea el 8 de febrero de 2017 considerando que no existía delito de calumnia e injuria alguno tras realizar el juzgado las comprobaciones oportunas. Visto que a la concejala no le era suficiente, decidió realizar el pertinente recurso que también fue denegado volviendo a perder con sus pretensiones de amedrentar y callar a la oposición. Como no fue suficiente con dos veces, dicha concejal realiza un nuevo y último recurso a la Audiencia Provincial número 3 de Oviedo la cual no solo reafirmó que no existía calumnia alguna e injurias, sino que impuso las costas procesales a la concejal.

Según nuestro portavoz del Partido Popular de Cangas del Narcea: “Es una autentica pena que nos haga perder el tiempo en estas cosas mientras las carreteras están sin arreglar y sin desbrozar, pero la realidad es que nos encontramos con unos responsables políticos que creen en un estado dictatorial en el que prohíben a la gente expresarse. Un estado dictatorial en el que vigilan y dan instrucciones a los votantes con insinuaciones que están fuera de lugar a todas luces. Unos responsables políticos que atacan a la democracia anulando plenos municipales para que no exista un control de la oposición. Unos responsables políticos que se saltan las leyes dependiendo del partido político que sea un ciudadano. Ante esto les decimos que recuerden que son EMPLEADOS de los ciudadanos y no sus jefes. Les recordamos que existe democracia y libertad para votar y que, tras esos votos, lo que verdaderamente se esconde es un tripartito de quienes han perdido por mucho margen de diferencia las elecciones.”

 

 

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.