Pues ahora resulta que el feminismo es más viejo que yo. Lo moderno es su radicalización

Clara Campoamor

Uno, en su ignorancia, o quizás en su estupidez de modernidad, creía que eso del feminismo era un movimiento de nueva creación cuyo significado se había venido desvaneciendo aceleradamente por culpa de los excesos, de las sesgadas interpretaciones, y de la propaganda y apropiación interesada del movimiento por determinadas corrientes políticas. Y especialmente por la manipulación lingüística.

Pero hete aquí que me encentro en Internet una reseña del periodista B. Pardo Porto en el que, entre otras interesantes cuestiones, leo un apartado en el que destaca que el llamado “lenguaje inclusivo” ya existía en 1.933.

Cuenta como en una entrevista realizada a Clara Campoamor en Argentina, en 1933, antes del exilio, y en referencia al tratamiento de la mujer en la lengua señalaba: “Las mujeres han recibido con frecuencia designaciones que eran como una irradiación de los méritos profesionales u honoríficos del marido. Así, la mujer del boticario ha sido la `boticaria´, la del general la `generala´, etcétera (….) Me parecería legítima la terminación uniforme, o sea, la de los nombres gramaticales comunes, como ocurre con la palabra `pianista´.

Sin embargo, en la misma entrevista, destaca Pardo Porto, reconocía que se trataba de una cuestión secundaria, y una cuestión también del tiempo: “En ningún caso sería esta una cuestión que hubiera de restarme media hora de sueño, puesto que a la postre prevalecería la forma que la costumbre imponga”.

Pero hagamos una pequeña reseña de quién era Clara Campoamor antes de que “los poseedores de la verdad absoluta” se lancen guadaña en mano sobre el escribano por querer situar a la una o al otro donde no les corresponde.

Mitin presidido pr Campoamor, en el centro

Clara Campoamor Rodríguez (Madrid,febrero 1888-Lausana, febrero de 1072) fue una escritora, política y defensora de los derechos de la mujer spañola. Creó la Unión Republicana Femenina y fue una de las principales impulsoras del  sufragio femenino en España, el cual se logró en 1931, y por primera vez fue ejercido por las mujeres en las elecciones de 1933. A causa de la guerra civil tuvo que huir de  España y finalmente murió exiliada en Suiza

Algunas fuentes deducen que sus ideas sobre la igualdad de las mujeres la acercaron al PSO ya que en ese período escribiría el prólogo del libro Feminismo socialista de María Cambrils, dedicado a Pablo Iglesias . Pero nunca llegó a afiliarse a dicho partido, ni aceptó la colaboración de los socialistas con la dictadura de Primo de Rivera . Sí perteneció, en 1929, al comité organizador de la Agrupación Liberal Socialista , que desapareció poco tiempo después.

Clara Campoamor mantuvo una gran actividad como conferenciante en la Asociación Femenina Universitaria  y en la Academia de Jurisprudencia , defendiendo siempre la igualdad de derechos de la mujer y la libertad política. Trabajó con Enrique Martí , amigo de Manuel AZaña  en el embrión de Accción Republicana , en cuyo Consejo Nacional figuró al principio. Sin embargo, nunca logró su ideal estratégico: la unión de todos los republicanos en un gran partido de centro con Azaña como delfín natural de Alejandro Lerroux.

Tras proclamarse la Segunda Repíblica , Clara Campoamor fue elegida diputada por la circunscripción de la ciudad de Madrid en las elecciones de 1931 por el Partido Radical He de resaltar aquí que en ese momento se daba la curiosa circunstancia de que las mujeres podían ser elegidas, pero no ser electoras.

La izquierda, con la excepción de un grupo de socialistas y algunos republicanos, no quería que la mujer votase porque se suponía que estaba muy influida por la Iglesia  y votaría a favor de la derecha.

Pese a todo, ni ella ni Victoria Kent, consiguieron renovar sus escaños en las elecciones de 1933.

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.