Victorino Alonso nos entrará en prisión y es declarado “insolvente”

Pues por estos lares no ha caído como muy de sorpresa la sentencia sobre Victorino Alonso. Ya llueve sobre mojado.

Ahora la Audiencia Provincial de Huesca rechaza los recursos planteados incluso por la Fiscalía y zanja definitivamente su sentencia, que también le libra del pago de los 25,5 millones de euros que recogía la pena. El Tribunal asume que se trata de “un delincuente primario”, es decir, que no tenía antecedentes penales, y también avala que el magnate que recibió unos 1.400 millones durante años sólo en ayudas públicas es “insolvente”.

Esta insolvencia ya les suena a los mineros de esta zona pues también fue declarado tal, hace ya años, en la de su separación matrimonial en la que se constató que sol poseía “una moto Vespa”

Este fallo es definitivo, no cabe recurso: el polémico minero Victorino Alonso, todopoderoso empresario que fuera presidente de compañías como MSP, a pesar de ser declarado culpable de arrasar un valioso yacimiento neolítico en Aragón, la cueva de Chaves, ni pisará la prisión ni pagará un céntimo de los 25,5 millones de euros a los que fue sentenciado a finales del pasado año.

A pesar de pedir lo contrario no sólo la Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés (Apudepa), impulsor de la denuncia inicial, sino también la Fiscalía, la Audiencia Provincial de Huesca acaba de rechazar sus recursos.

De este modo, ya no hay capacidad de recurso y la pena final para Alonso se queda en sólo dos años de cárcel, de la que se librará porque en su día la misma Audiencia rebajó en seis meses, lo justo,la sentenica inicial del Juzgado de lo Penal de Huesca que era de dos año y medio, cifra que sí le forzaba a acabar entre rejas.

La otra posibilidad de prisión para Alonso era sus antecedentes penales, pero el nuevo auto del Tribunal provincial lo considera “un delincuente primario”, lo cual significa que no tenía antecedentes penales en el momento de la condena.

Es más, la Audiencia zanja que las defraudaciones tributarias por las que fue condenado Alonso no tienen que ver con los daños en bienes de valor histórico que ahora se le imputaban, además de que ocurrieron muchos años atrás, en concreto en diciembre de 1993, enero de 1994, diciembre de 1994 y enero y diciembre de 1996, y por lo tanto “cometidos 21 años antes”.

Alonso en una de sus compearecencias Cangas

La acusación también argumentaba que Alonso está siendo investigado aún por dos delitos contra el medio ambiente en León, como por ejemplo este de la explotación minera a cielo abierto absolutamente ilegal del Feixolín durante años, o un caso casi idéntico de Nueva Julia, que en algún caso llevan tramitándose 17 años en una dilación histórica. Pero la Audiencia aragonesa considera que esa es una “cuestión nueva” y el empresario se beneficia de la presunción de inocencia mientras no haya una sentencia firme.

El empresario leonés fue juzgado en noviembre de 2016 por dar la orden de entrar con una excavadora en el yacimiento, situado en la finca de 1.800 hectáreas, al objeto de nivelar el suelo y colocar comederos y abrevaderos para la cría de cabras, dado que se utilizaba la zona para la caza.

Resulta muy curioso el argumento de la insolvencia para un empresario, bautizado como ‘El rey del carbón’ al que se le calculan 1.400 millones de euros sólo en concepto de ayudas a la producción e carbón a lo largo de sus muchos años al frente de las empresas privadas más importantes de España en las últimas décadas, como MSP, Uminsa o Coto Minero Cantábrico. Aún más, sólo para restaurar los graves destrozos provocados en comarcas leonesas como Laciana o Babia, los actuales fondos del carbón han de seguir destinando millones y millones públicos, como los 12,3 millones en Nueva Julia.

 

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.