NO HAY MARCHA ATRÁS EN RAÑADOIRO

La vieja carretera se halla ya cortada y poco a poco desaparecerá en todo el tramo del puerto

Vecinos y alcaldes se oponen a su desaparición

No hay marcha atrás. El viejo tramo de carretera que desde el Pueblo de Rengos lleva a Larón, atravesando el puerto de Rañadoiro, desaparece. A unos cuatro kilómetros del primero, carretera arriba, una señal advierte: “Carretera cortada”. Una zanja en el suelo y cascotes en la calzada se muestran disuasorios. Más allá, a la espera de su puesta en marcha, una viga abatible, junto a una placa solar, espera el momento de entrar en servicio. “Control de accesos” se lee en su base.
Desde la parte sur, desde Larón, otra señal advierte que la carretera está cortada. Se cumple así lo acordado por el Gobierno del Principado y la UE en el convenio de la construcción del túnel para paliar en lo posible el impacto ambiental del nuevo trazado en un hábitat muy sensible.


Los vecinos de los pueblos más cercanos están en contra de la desaparición de este tramo de carretera. En Larón, Manuel García, nos señala que la desaparición de este tramo les traerá múltiples problemas. “Complicará los accesos a fincas y a partes de monte sobre todo con los tractores”. Precisa que “no es que coincida en todo su trazado con los viejos caminos, pero está hecha hace al menos 60 años y asfaltada unos 35, la hemos utilizado siempre y si ahora la cierran nos fastidian”. En la misma línea se muestran del otro lado, Juan y Francisco, en Rengos. “No solo es que nos perjudiquen para subir al monte, también puede tener importancia para el turismo, las vistas desde el alto del Rañadoiro hacia la zona de Degaña e Ibias son impresionantes, eso se perderá para los viajeros, esperamos que al menos dejen alguno tramos que nos son más necesarios”.
En Larón, Antonio Álvarez y Ramona Gavela, que se han jubilado hace poco en Oviedo y se han venido a vivir a la aldea, muestran también su enfado. “No se puede hacer esto. No solo son los trastornos que pueden acarrear a los ganaderos, es que si ocurre algo en el túnel o en sus cercanías quedamos sin acceso al Hospital Comarcal de Cangas del Narcea, y el asegurar esta ruta es imprescindible sobre todo para todos estos pueblos de Cangas y Degaña en que la población está muy envejecida”.


En esta misma línea se muestra el alcalde de Degaña, Jaime Gareth, quien incide en la necesidad de mantener una ruta alternativa hacia Cangas “puesto que ya existe”. Cree el alcalde que también sería un atractivo especial para la potenciación del turismo en la comarca. Lo mismo opina el cangués, José Manuel Martínez. “Creo que la vieja carretera debe mantenerse por múltiples motivos”.
Mientras los operarios siguen con sus tareas de cierre, los vecinos han iniciado la recogida de firmas requiriendo a los ayuntamientos de Cangas y Degaña y al Gobierno del Principado que la vieja carretera del Rañadoiro se siga manteniendo.
Por su parte, la Coordinadora Ecologista ha advertido con llevar el caso a los tribunales si el Principado no efectuaba el desmantelamiento total de la vieja carretera del puerto. Muy pronto el viejo camino será tan solo un recuerdo en la memoria colectiva invernal de la comarca sur occidental.

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.