CANGAS DEL NARCEA.- San Tiso: cumplimos nuestra promesa en un día sin fríos ni agua

(Procesionando)

Cumplimos nuestra promesa. Acompañó el tiempo con un día cubierto pero de una agradable temperatura y sin agua, algo no muy acorde con la celebración de San Tiso siempre ligada al frío, heladas, o nieve.

Pese a ello no fue mucha la asistencia de romeros. Unas docenas de nostálgicos, los vecinos de San Tiso y Llamas y unos 25/30 cofrades de la del Vino de Cangas que con sus boinas y capas dan colorido a la fiesta. Me llegaban los dedos de las manos para contar los jóvenes que pude ver en el entorno.

Azcárate y yo cumplimos nuestra promesa llegando a pregón y misa aunque he de reconocer que este último acto le seguimos de lejos. Prosesionaron los fieles a la diminuta Virgen de las Viñas y al desconocido obispo que ha ya años viene sustituyendo a San Tirso cuya imagen queda año tras año en su peana sin que nadie sepa en absoluto nada con respecto esta extraña circunstancia.

Promesa cumplida

Cumplimos también el protocolo y acudimos a la bodega de Joaquín Fernández Hisve para probar el vino del año y que José María emitiese su docto dictamen sobre el mismo; dictamen que, también protocolariamente, viene a ser en todo contrario al del bodeguero. En esta ocasión contó con la ayuda de Jose Treito, su mujer, y Juan Kiosco y la suya. Aunque es la mujer de Joaquín,Celia, la que nos agasaja a todo tren y cual si de altísimas personalidades se tratase. Dicho sea también que este agasajo es el mismo para cuantos hasta allí se acercan, que no son pocos. Tras firmarnos la santisada que acredita el cumplimiento de nuestro camino y visita al barrio en el día de la festividad, acudimos a probar el vino de Segundo para posteriormente volver con Hisve e informarle que éste vino era muchísimo mejor que el suyo. Comunicado que también se repite año tras año.

He de señalar aquí que lo de la ·ronda de bodegas” que se repite año tras año en el programa no tiene plasmación en la realidad. Tan solo Segundo pone sus vinos a la venta. La de Hisve es privada y a ella acuden los amigos, al igual que a la de Penas, donde un grupo de amigos celebra una comida. El resto de bodegas no abren. Si lo hace el bar La Puchera y se habilita una barra en un bajo. Esta falta de bodegas hace que la fiesta pierda pulso en cuanto a su esencia ya que el programa no va mucho más allá.

Poco público

El director del parador de Corias y de Onís, Ignacio Bosch, pregonero de  la fiesta, señaló que “tenemos en el vino un claro mascarón de proa; nos permite emitir una luz brillante e intensa que nos pone en el mapa, y nos ayuda a hacernos visibles entre tantas opciones” destacando así el papel fundamental que para Cangas del Narcea juega la cultura vitivinícola, que ayuda a “enamorar viajeros, ávidos de descubrir tradiciones y experiencias. Una cultura que, con el vino como bandera, como estandarte, junto con la pólvora y la naturaleza definen una comarca” agregando que . “el vino nos ayuda en nuestra labor de embelesar clientes, para que entre un millón de ofertas disponibles, el viajero decida coger el coche y viajar cientos de kilómetros para llegar a nuestra recepción y alojarse en Cangas, y descubrir así un tesoro, el vino en una tierra de sidra”.

Valorando la cosecha

Recordó que en los casi cuatro años de funcionamiento del parador de Corias han recibido la visita de casi 50.000 personas, 15.000 de ellas llegadas desde el extranjero. “Son personas ávidas de conocer y profundizar, percibir y saborear nuestras tradiciones, nuestra cultura, nuestra naturaleza y, sobre todo, nuestra gastronomía”.

Con decir pausado y didáctico, destacó también la labor de los viticultores, vecinos, instituciones y Cofradía del Vino por “rescatar y dar lustre a este producto”, al que calificó como “un auténtico lujo”. También se ofreció a colaborar, desde el recurso que representa, para servir de altavoz a todo un sector: “En el reto de dar a conocer el vino como enseña cultural siempre tendréis a este director a vuestro lado, y el escenario del parador disponible”.

Los cofrades reponen fuerzas

El alcalde de Cangas del Narcea, José Víctor Rodríguez, anunció que en los próximos meses se rehabilitarán los tramos dañados y cortados del Paseo del Vino, entre Cangas y San Tiso, que lleva meses impidiendo el paso por el citado camino. También garantizó que las instituciones prestarán apoyo al “tejido asociativo, vecinal y empresarial” del sector vinícola local.

 

 

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.