La foto y su pie.- Sombra entre las sombras

 

 

 

Acarician las sombras la fuente que fue. O más bien el proyecto seco de un soñado manantial fresco en el verano. Un sueño olvidado de salpicaduras de agua en los cuerpos semidesnudos de los niños de la canícula berzocaniega.

Solo son ya grifos secos de ayeres y vacíos de esperanzas los que señalan las cuatro caras del prisma de piedra. Remedo del ser y el lugar del viejo “rollino” que afirmaba el carácter de villa de la puebla berzocaniega, solo es sombra abrazada por las sombras. Metáfora en piedra del silencio y la soledad de los vacíos pueblos extremeños

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Un comentario en “La foto y su pie.- Sombra entre las sombras

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.