ENCLAUSTRADOS L.- Los grandes de Cruz Roja

Sábado día 2.- Hoy, sábado día 2 de mayo, celebrábamos allá en mi niñez y juventud el día de la independencia, el levantamiento del 2 de mayo en Madrid contra las tropas de Napoleón que, con el pretexto de pasar a Portugal, invadieron España. También redondeo el número 50 de mis artículos enclaustrado.

Terminado mi paseo matinal de pasillo pienso que para muchos ha sido también el inicio de este sábado un especial día de la independencia, de la liberación de un encierro impuesto que le ha estado ahogando durante cincuenta días, o al menos esa cantidad es la que a mi correlación corresponde. Nosotros decidimos no salir, esperaremos al lunes.

A los ocho y cuarenta y cinco veo pasar al primer vecino corriendo. A las nueve y media al siguiente.  A las diez lo hace un nutrido grupo de ciclistas. Poco más

Me lo temía y así está sucediendo, cada cual intenta adecuar e interpretar las normas de salida a su particular criterio y, sobre todo, interés. Maribel regresa de la compra y me comenta que está todo lleno, que casi parece un día normal de los de antes.

Y saltan a las Redes los más peregrinos razonamientos. Si corro puedo hacerlo sin límite de tiempo, si paseo, no; ¿cómo distingue el guardia si corro o paseo?; es fácil engañarlos. Y seguían:

-¿Quién me controla el kilómetro?’ ¿O si hago el mismo un montón de veces?.  ¿O si llevo andando una hora, dos o más? ¿Y si primero salgo a andar, luego a correr, luego de paseo con mi hijo, luego a comprar, luego a por el periódico, luego a por tabaco y luego a pasear con mi otro hijo, ¿cómo y quién me controla o sabe si le engaño o no? Todo un sindiós de elucubraciones para burlar la norma y hacer cada quién lo que le parezca.

Moal

La responsabilidad y ciudadanía de cada cual es la única solución al respecto. Veo pasar paseando a los mismos que lo vienen haciendo ya desde antes del enclaustramiento. Algunas parejas de jóvenes corriendo.

Pero cambiemos de palo antes de que nos enfurrusquemos ante tanto listillo y “experto”. Hoy deberíamos tener en Cangas una jornada de mucho ambiente montañero Un gran fin de semana de carreras, charlas, conciertos, actividades para los más pequeños, y alguna que otra sorpresa más. Hoy sería la gran carrera de Moal. Habrá que guardarlo todo para el próximo año

 Y una nota más que positiva y de reconocimiento a los hombres y mujeres de la Cruz Roja de este concejo. En esta asamblea local todos trabajan a tope y dando cada uno lo mejor de sí mismo. Unos responden llamadas, otros preparan las entregas de comida que otros harán llegar a las familias y el resto se encarga de otras labores de índole administrativa, para que todo el engranaje siga funcionando sin problemas. La cadena la forman 25 voluntarios que se organizan en grupos de entre 6 y 8 personas para cubrir diferentes turnos. “La generosidad de la gente te ayuda a seguir”, nos dicen. Y precisan: “Lo más duro es ver la realidad y pensar que aún podría ser peor. Sobre todo, cuando hay niños”. Nuestra enhorabuena para ellos  y para todos cuantos con CR colaboran. A los demás

Paciencia y feliz jornada

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.