NARCEA/TINEO. La Unidad de Cuidados paliativos del Área Sanitaria exporta conocimientos.

Hospital Comarcal de Cangas. MERA
Hospital Comarcal de Cangas. MERA

La Unidad de Cuidados Paliativos es una unidad muy valorada por los usuarios y ha tenido la oportunidad de dar a conocer su trabajo en el XI Congreso Internacional de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos celebrado en Sevilla.

Concretamente, María Gabriela Álvarez Sánchez y Rosario Isabel de la Fuente Iturralde, del Centro de Salud de Tineo, junto a Francisco José Jimeno Demuth y Ana María Romero Suárez, del Consultorio de Navelgas, presentaron su trabajo sobre el Uso de una aplicación para móviles en el cálculo de la medicación necesaria de infusores elastoméricos desde el punto de vista de un equipo de apoyo de cuidados paliativos en Asturias.

Introducción: El uso de infusores elastoméricos en el tratamiento de pacientes oncológicos supone un gran avance en el control de síntomas de los mismos. Aunque éstos existan desde hace más de dos décadas, su uso en Atención Primaria (AP) no ha llegado a consolidarse. El cálculo de la cantidad de medicación y diluyente necesarios es complicado si no se está habituado a hacerlo, y esto puede ser una razón por la que no se utilicen en más ocasiones.

Objetivos: Aprovechar las tecnologías de información y el uso extendido de terminales móviles inteligentes para realizar una aplicación que calcule la cantidad de medicación necesaria para el uso adecuado del infusor elastomérico. Esta aplicación debía ser sencilla y práctica, para facilitar así su uso, y dar confianza a los profesionales.

Metodología: Se programó una aplicación para diferentes plataformas móviles (iOS y Android) que calculaba la cantidad de medicación necesaria según diferentes tipos de infusores elastoméricos. Para ello se debía introducir volumen, flujo y duración deseada del mismo, junto con la dosis diaria de los diferentes principios activos utilizados.
Se ofertó la aplicación al equipo de apoyo de cuidados paliativos del Area II del Principado de Asturias para que la valorara.

CUIDADOSResultados: Tras unas semanas de uso, el equipo de apoyo de cuidados paliativos opinó que la aplicación era sencilla, intuitiva y aportaba seguridad tanto para el profesional como para el paciente en la administración de medicación a través de un dispositivo de uso poco habitual.

Conclusiones: En la actualidad la mayoría de profesionales de la salud poseen un teléfono inteligente, pero el uso de aplicaciones profesionales es reducido. La creación y promoción de aplicaciones, como la presentada en este estudio, aportan una mejora en la calidad del tratamiento y cuidado de los pacientes, siendo recomendable su utilización entre profesionales sanitarios.

 

.Comparte en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.